13.9.05

Homenaje

La vieja urbe muerta bajo un velo húmedo e infecto, negro y espeso...
Una ciudad antigua, profunda y espiritual, cuna del blues y el jazz...
Ahora su silencio habla de la vida sesgada...
Bajo la inundación millares de secretos duermen, callados como la muerte...
Callados como la muerte.

"Es peor lo que aún ocultan las aguas, una pesadilla que muchos temían y que ha comenzado ya en las calles del centro de Nueva Orleans. El agua ha bajado. Y sobre la piedra y el asfalto ya secos yacen, hinchados, putrefactos, desvalidos, cadáveres humanos."

(La primera parte de este texto es una conjetura poética, un lamento propio que muestra lo que ahora siento en lo más hondo de mí. La segunda parte, la entrecomillada, es un extracto de un artículo de Idoya Noain, aparecido en el periódico el pasado día 9 de septiembre. Ambos, creo, muestran al menos un atisbo de la magnitud de una catástrofe. Son mi humilde homenaje a los muertos, el reflejo de mi impotencia.)

Comentarios: 3

Blogger baxter:

Cuando salen imágenes de esa apocalíptica ciudad siento un extraño estremecimiento, parece como si no fuera real, como si fuera otra catastrófica película hollywoodiense. Desgraciadamente no es así, la tristeza y la desolación que contemplan nuestros ojos es real.

Bonito homenaje.
Un saludo!!

9/15/2005 06:40:00 a. m.  
Anonymous pet:

Yo también creo como j que no conviene olvidar nunca a las víctimas de una catástrofe así. Duele mucho ver lo que ha pasado y pensar en porqué ha pasado y sentir que uno no puede ni sabe hacer nada para ayudarles, pero no olvidemos su tragedia, y que nos sirva de ejemplo a todos, eso pienso yo.

9/15/2005 12:17:00 p. m.  
Blogger Cel.lia:

no habrá trompetas ni trombones suficientes
no habrá tambores
ni caballos negros tirando carruajes negros
no habrá paraguas con guirnaldas
no habrá acordeones
ni suficientes lágrimas ni pañuelos blancos
no habrá sombreros de copa
ni niñas con enaguas
ni ancianos de pasos largos
(solo quedará un blues húmedo)
no habrá suficientes músicos
ni suficientes caballos
que la acompañen al reposo eterno
a esa negra voluptuosa
de sonrisa ancha como calles anches
de ojos de balcones de mil colores
no habrá desfiles en su entierro.

Nueva Orleans reposará ahogada,
triste Ofelia sin juncos,
y no tendrá desfile
ni comparsa de plañideras
ni carruaje negro con caballos negros.
Nueva Orleans reposará ahogada
como una puta cubierta de lodo y las piernas abiertas.

triste Ofelia sin juncos.

9/15/2005 07:29:00 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home